Conversaciones entre dios y la Marilyn (3/?)

P1030741

—Hoy tienen fiesta otra vez.

—Bueno, es el infierno: viven de fiesta. ¿Pero a que de los sopletes nadie dice nada? Fiesta, sí, todos queremos, Yo también. Pero después viene el soplete. Nadie me dice: «Queremos soplete». Para las buenas estamos todos… Pero hay que ver el todo, la Gestalt. Imaginate, volver con el pedo ciego y tener que bancarse media hora a uno sopleteándote la espalda…

—¿Soplete?

—Sí: soplete. ¿O no sabías?

—No, sí, saber, sabía. ¿Qué es un soplete?

—Un soplete, un soplete: fuego, saliendo a chorro. Imaginate qué lindo. Es para soldar. Pero, bueno, él lo usa para el trabajo… El martirio eterno, todo eso.

—Ajá, mirá Vos. No, sí, pero yo digo otra cosa: hoy es por un festejo. Batieron su propio récord de entradas diarias. Increíble, estamos otra vez como en la Edad Media. Y eso que últimamente no nos llegaban ni a los talones, miralos ahora… Están agrandados.

—Que lo parió. Sí, nosotros bajando y bajando… Vamos a tener que hacer una promo o algo.

—Como un dos por uno, ¿así?

—Sí, puede ser: 2×1. Y un eslogan con punch

—No va a andar.

—¿Por?

—La cagada está abajo. Tenemos mala prensa. Tenemos fama de aburridos.

—Es el cielo, no un bar.

—Bueno, eso dicen, qué sé yo.

—Está bien: seremos aburridos. Pero yo, promotoras en cat-suits no voy a poner. Hay principios.

—Él las pone.

—Sí, ya. Me imagino.

—En cat-suits, y con tragos, y chicos en slip. Van parados atrás de una camioneta. Meta mover los culetes… Y techno music, bum, bum, bum. Tiran flyers. La gente se hace la tonta, pero los guarda: lo doblan en dos, después en cuatro, y se los meten en el bolsillo.

—Eso yo no puedo hacerlo. Primero, porque no damos el perfil, es publicidad engañosa: después vienen acá, ven lo que hay y… Segundo, porque no conseguimos a la gente para las caravanas… ¿De dónde saco una con el traste para un cat-suit? Acá no hay…

—No.

—Contratárselas a él, no. Eso no.

—¿Por?

—A ver… ¿Vos me ves, Marilyn, poniendo una aviso en «Divinos»….? «Se busca señorita agraciada para promoción…»…

—Primero que nada, yo no pondría, «señorita agraciada»… Se le está yendo la pinza un poco, Jefe…

—Da igual. (Suspiro.) Vamos mal, Marilyn… Entre el-que-te-dije, las sectas, los musulmanes, la Cienciología, los budistas, los Testigos de Jehová, los evangelistas, los hindúes…

—Es mucha competencia…

—Esta jodido el mercado hoy… Exceso de oferta. Es eso.

—Pero, hay que modernizarse, o morir. Buscarle la vuelta. Por ejemplo, la guitarra eléctrica en los servicios de la noche: eso está in. Los retiros espirituales, out. Lo de la fidelidad, la virginidad… todo eso: out. El versito de autoayuda, in. Es cuestión de ir viendo… Remozando.

—Sí: modernizarse o morir. Qué sé yo… Este mundo ya no lo entiendo.

—Y eso que Vos lo creaste: imaginate yo.

Anuncios

2 comentarios to “Conversaciones entre dios y la Marilyn (3/?)”

  1. Que bonito.. me re-encantó…. simple y agudo… La verdad que cuando leo estos textos me la imagino a ella, y supongo que si hubiese sido persona, sería tal cual.. la verdad que has sabido darle a la flaca la personalidad que le cae justo… Me encantan estos textos, son muy buenos… auque tal vez los que no la conocieron a la flaca no entiendan nada a mi me parece que le hecen justicia a la Marilyn….
    Ga.

  2. Repalabrador Says:

    Muy sutil el texto…Me gusta el humor.
    T.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: